Friday, August 24, 2007,3:50 PM


The Photo Atlas
El secreto mejor guardado de Denver, Colorado.

Por Pedro Escobar

Artículo publicado en el número de Agosto 2007 de la revista Indie-Rocks!

El sello Neoyorkino Stolen Transmission Records nos presenta su fichaje estrella del 2007: The Photo Atlas, uno de los actos Indie mas estridentes en lo que va de la década.



The Photo Atlas es el secreto mejor guardado de Denver, Colorado. Su música combina con puntería de goleador brasileño la intensidad Punk de At The Drive In con la cadencia rítmica de Hot Hot Heat! y The Rapture en una peculiar mezcla de dance punk que invita a bailar y hacer headbanging al mismo tiempo.

El potencial de “Crack” de la banda de Alan Andrews (voz y guitarra), Bill Threlkeld (guitarra), Mark Hawkins (bajo) y Devon Shirley (percusiones) no ha pasado desapercibido para la crítica especializada, que ya los señala como uno de los grupos a seguir, destacando sus actos en vivo como los más frenéticos en la escena Indie Norteamericana.


En sus inicios, la historia de The Photo Atlas pudo haber sido la de cualquier banda punk en Colorado: 4 amigos se conocen en la escuela, comparten gustos musicales y deciden conectar sus instrumentos a un volumen tan elevado que haría palidecer a cualquier Jet.

Por fortuna, su música es mucho mas que guitarrazos freneticos. El sonido de The Photo Atlas domina la estampida cadenciosa, la transfusión de ritmos bailables a una base de riffs transgresores que provocan de manera orgánica. Su actitud desenfadada, su vestimenta extrafolaria y la explosividad que imprimen sobre el escenario los hizo firmar con Stolen Transmission Records, sello bajo el cuál editan este 2007 su primer material.

“No, not me, never” es un compilado de 10 tracks llenos de adrenalina y compulsivos riffs de guitarra sobre un torrente de percusiones lúdicas. Tracks como “Handshake Heart Attack” y “She Was a Matador” ponen en evidencia su capacidad de sincronización armónica y su talento para conducir la fiereza del punk hacia las pistas de baile.



Los actos en vivo de The Photo Atlas como teloneros de The Bravery y Alkaline Trio han despertado un gran interés por parte de los promotores norteamericanos. De hecho, ya se menciona su nombre como una de las probables cartas fuertes para integrar el cartél del “Warped Tour” de este año, gira patrocinada por la prestigiosa marca de calzado Vans que cada verano recorre la Unión Americana promoviendo a las bandas más explosivas del circuito Indie.

Pero el mérito de los de Colorado va mas allá de sus ocurrencias sobre el escenario. Bailables y explosivos por igual, su música aún está libre de los parámetros de la industria y en pleno proceso de encontrar su identidad músical, lo cuál al parecer no le ha caido muy en gracia a los amantes de la etiqueta, quienes aún deben de preguntarse como diablos catalogar su música.



¿Podrá The Photo Atlas heredar las legiones de fans de At The Drive In y convertirse en un digno contendiente del territorio que hoy domina The Rapture? Solo el tiempo lo dirá, lo que si es un hecho es que habrá que ponerle un ojo a la carrera de esta banda, porque seguramente en proximas fechas dará mucho de que hablar. Luego no digan que no les avisamos, ¡eh!



“No, Not me, Never!”
The Photo Atlas
Stolen Transmission Records
2007
 
posted by drneon
Permalink ¤ 0 comments
Wednesday, August 8, 2007,8:21 AM



Black Rebel Motorcycle Club
Regresan recargados

Por Pedro Escobar

Artículo publicado en el número de Agosto 2007 de la revista Círculo Mix Up

Riffs de guitarras emulando a furiosos escapes de motocicleta, percusiones que operan como pistones de alto octanaje y una poderosa voz nasal dirigiendo los destinos de la maquinaria articulan el regreso recargado de Black Rebel Motorcycle Club.

La banda que fusionó los decibeles con los caballos de fuerza regresa luego de dos años de ausencia con un material que marca su regreso al garage rock que los puso en el mapa con sus dos primeras placas: “Black Rebel Motorcycle Club” (2000) y “Take Them On Your Own” (2004).



Luego de dos producciones con claras influencias de The Jesus and Mary Chain y Ride, el grupo parecía destinado a estancarse en la corriente New Garage que ellos mismos liderearon, pero con la llegada de su tercer álbum, “Howl” (2005) lograron evolucionar hacia un sonido con marcadas influencias de Folk, Blues y country.

Y aunque “Howl” resultó un éxito para la crítica especializada, la adicción a los decibeles de Peter Hayes (guitarra y voz), Robert Levon Been (bajo y vocales) y Nick Jaggo (percusiones) pudo mas que la épica acústica y este 2007, el trio californiano vuelve con “Baby 81”.

“Baby 81” toma su nombre de los trágicos eventos de Diciembre de 2006, cuando un Tsunami azotó el Oceáno Índico, devastando las costas de Sri Lanka. Fue ahí dónde el caso de un bebé arrancado de los brazos de su madre se convirtió en un simbolo de supervivencia para las victimas del Tsunami. Milagrosamente el pequeño fue encontrado días después en el hospital de Kalmundi bajo el pseudónimo de “Bebé 81”, por ser el infante número 81 en ingresar en calidad de sobreviviente y por carecer del mas mínimo nexo de identidad con las 9 parejas que lo reclamaban a las afueras del lugar.”


Basta ver los títulos de las canciones para darse cuenta que la fiereza está de regreso en en este nuevo álbum: “All You Do Is Talk”. “666 Conducer”, “Weapon Of Choice” y “Berlin” son un reencuentro con los ritmos clásicos de la banda, y con la batería de Nick Jaggo quien regresa luego de estar ausente durante todo el proceso creativo de “Howl” por problemas con las drogas.

Aunque Baby 81 es un buen disco, no faltará quien acuse a Black Rebel Motorcycle Club de no proponer nada nuevo o de pretender regresar a un pasado sobre explotado.
Pero ¿que mas dá? a veces es bueno recibir justo lo que se espera de una banda, y si lo que se busca son guitarras poderosas y bases rítmicas bien colocadas, este disco no desilusionará a nadie. “Es solo rock and roll, pero me gusta”.

El álbum abre con “Took Out of A Loan”, corte que deja escapar un torrente de riffs galopantes surgidos de un bar a la mitad de la carretera. En “Berlin” y “Weapon of Choice” las lineas corales de Robert Levon Been, soportan la voz de un Peter Hayes que canta como no lo ha hecho en años.

Corazones rotos, supervivencia al desamor y la crítica política son los temas alrededor de los que gira “Baby 81”, un disco que sin dejar de ser fiel a su esencia rockera, se da tiempo para proponer composiciones acústicas en temas como “Not What you Wanted” y “Am I Only”.

Pero los motociclistas también tienen su corazoncito, y es en los momentos románticos cuando son más vulnerables. En “Window” se apela a la fibra sensible valiéndose de un piano que recuerda sospechosamente a Oasis.

Al final “Baby 81” obtiene buenas cuentas gracias a un buen balance entre ruido y armonía que hace que el disco se deje escuchar a lo largo de 13 tracks. Black Rebel Motorcycle Club no pasará a la historia con esté disco, pero sin duda ha creado el soundtrack perfecto para manejar de noche en carretera.


“Baby81”
Black Rebel Motorcycle Club
RCA
2007

Labels:

 
posted by drneon
Permalink ¤ 1 comments