Thursday, November 13, 2008,2:44 PM
10 discos de muertitos musicales


10 discos de muertitos de la musica

Por Pedro Escobar

Artículo publicado en el número de Noviembre 2008
de la revista Círculo Mix Up

Los caminos del rock son tan extraños que muchísimos artistas han tenido en su muerte el mayor éxito mediático de su carrera.

Algunos son tan desdichados que se van sin siquiera probar un poco de la fama y la fortuna de las millonarias regalías generadas por sus discos póstumos.
Por eso, aqui te presentamos un top10 de discos que alcanzaron el éxito cuando sus autores ya estaban bien acomodaditos dentro de su estuche de metal, (y sí, nos ahorramos la obviedad de Mercury, Cobain y Lennon).


1) Selena – “Dreaming of you” (1995)

Justo cuando la autora de la Tecnocumbia se disponía a conquistar el mercado anglosajón con un material totalmente cantado en inglés, Yolanda Saldivar, una mujer de fama tan infame como su rostro, nos hizo el flaco favor de pegarle un balazo por la espalda a la menor del clan Quintanilla. El disco que había grabado meses antes de su muerte, resultó ser el éxito internacional que Selena tanto añoraba, pero que desgraciadamente ya no pudo disfrutar en vida.



2) Michael Hutchence – Michael Hutchence (1999)

En 1997, Hutchence combinaba sus obligaciones al frente de INXS con la grabación de un primer disco solista que trágicamente quedó inconcluso cuando al interprete de Suicide Blonde se le pasó la mano mientras practicaba la asfixia autoerótica –cada quien sus ondas- días antes de iniciar la gira del álbum “Elegantly Wasted”. Dos años después, el disco terminado por sus amigos Andy Gill y Bono, salió a la venta a manera de homenaje póstumo.



3) Sublime – Sublime (1996)

Después de haber editado dos discos en sellos independientes de medio pelo, a los californianos de Sublime parecía haberles llegado su momento de gloria cuando Universal accedió a distribuir su tercer placa. Todo parecía ir bien, pero a dos meses del lanzamiento global, a Brad Nowell, se le ocurrió celebrar con un pasón de heroína que forzó al líder de la banda a entregar el equipo justo antes de que sus canciones consiguieran cinco discos de platino.


4) Tupac Shakur – “Makaveli: The Don Killuminati: 7 Day Theory” (1996)

Posiblemente no exista otro artista con más grabaciones post-mortem que Tupac Shakur. Su vida y muerte son dignos de telenovela: oficialmente su asesinato se atribuye a rencillas personales con narcotraficantes, pero la leyenda urbana dice que los conflictos entre su disquera (Death Row) y la de Puff Daddy y Notorius BIG, (Bad Boy) hizo que sus dos acérrimos rivales mandaran acribillar al interprete de “California Love”. Lo cierto es que Tupac ha editado mas canciones muerto que vivo, lo cual pone en entredicho si de verdad Shakur descansa en paz... pero como informante protegido del FBI!


5) The Notorius BIG – “Life after death” (1997)

El corpulento protegido de Puff Daddy no vivió lo suficiente para disfrutar la vida de excesos característica de las estrellas del hip hop. Con apenas 25 años de edad, Christopher Letore Wallace, era una de las estrellas de la disquera Bad Boys que destacaba gracias a una prometedora carrera que culminó cuando fue acribillado en el interior de su lujoso auto. La versión extraoficial sugiere que el asesinato de Biggie fue ordenado por la gente de Death Row, en venganza por el asesinato de Tupac Shakur dos años antes. Lo cierto es que “Life after death” segundo y último disco de Biggie Smalls, -lanzado poco después de su muerte- a la fecha ha vendido mas de 28 millones de copias, generando ganancias millonarias que Biggie jamás disfrutó, gracias a que su “amigo”, el mágnate Sean “Puffy” Combs, amablemente administraba sus negocios.


6) Jeff Buckley – “Sketches for: My sweetheart the drunk” (1998)

Jeff cautivó a la crítica estadounidense con su maravilloso álbum debút de 1994 “Grace”. Su impecable ejecución en la guitarra, sus canciones contundentes y su voz de cuatro octavas y media, influenció definitivamente a cantantes como Matt Bellamy y Tom Yorke, quienes publicamente declararon su admiración por su música. Con tan solo 30 años y todo a su favor para consagrarse, Bucley desapareció en el río Wolf, en Memphis, cuando impulsivamente decidió introducirse al agua, de la cual ya no salió sino hasta cinco días después. Tras su muerte en 1997, las sesiones que alcanzó a grabar para su segundo álbum fueron editadas bajo el nombre de “Sketches for: My sweetheart the drunk” recibiendo una gran aceptación por parte del público,


7) Elliot Smith - “New Moon” (2007)

Aunque el trabajo de Smith siempre fue respetado y admirado por grupos como The Dandy Warhols, The Flaming Lips y Earlimart, nunca disfrutó de un éxito a la altura de sus grabaciones. Este factor, aunado a sus característicos estados depresivos y su adicción a la heroína lo orillaron a autoinflingirse dos puñaladas en el pecho en el 2003. Cuatro años después, su disquera recopiló 24 canciones inéditas, compuestas entre 1994 y 1997 y las publicó en un álbum doble cuyas ganancias serán destinada a obras de caridad.


8) Joe Strummer and The Mescaleros - “Streetcore” (2003)

Aunque la leyenda de Joe Strummer parecía suficiente para garantizar el éxito de The Mescaleros, no fué sino hasta la fatídica muerte del ex-líder de The Clash en 2002, que sus discos se volvieron de culto y despertaron un interés auténtico por la banda. Aunque “Streetcore”, editado en 2003, se convirtió en el álbum mas éxitoso de The Mescaleros, la banda decidió separarse un año antes de que saliera al mercado, renunciando así a cualquier posibilidad de éxito mediático.


9) Rockdrigo González – “ El profeta del Nopal” (1986)

Rockdrigo González nunca llegó a convertirse en el cronista rockero que anunciaba el maestro José Agustín. Como lo anticipaba en una de sus canciones, Rockdrigo “no tuvo tiempo de cambiar su vida” . El temblor que en 1985 derribó su departamento, envió al profeta del Nopal a predicar su rock rupestre al más allá. Por fortuna, las numerosas grabaciones que dejó para asegurar la existencia de su música al dejar el plano material, dieron origen a “El profeta del Nopal” y a tres discos póstumos más que se han convertido en verdaderas piezas de culto de nuestro rock urbano.


10) Lisa ”Left eye” Lopes - “Eye Lacy” (2008)

No es casual que quien concluya este listado sea un exponente del género hip hop. Nadie revive muertitos mejor que los afro-americanos y para muestra está el “nuevo” disco de esta mujer, ex integrante de TLC fallecida en un accidente en Honduras hace.. ¡siete años! “Eye Lacy” es un disco conformado por canciones producidas a partir de masters inéditos y duetos con Missy Elliot, Lil Mama y... ¡Tupac Shakur! El conmovedor dueto entre los dos muertitos, es algo tan irreal, tan visionario y tan conmovedor que mejor ya no le eguimos. ¿Qué quieren? uno se deprime.






Labels:

 
posted by drneon
Permalink ¤


1 Comments: